SITIOCERO

Victoria Uranga HarboeMalucha PintoHernán DinamarcaMauricio TolosaMariluz SotoAndres RojoCarolina CádizAlberto Fuentes CecereuAlejandra YermanyPatricia MoscosoJuan RodesFesal ChaínJosé Manuel VelascoGustavo Adolfo BecerraDavid MartínezAntonieta Dayne
Semana 171

Porque este día no es necesario…

Alejandra Yermany Publicado: 8 marzo, 2012

“El día en que le sea posible para la mujer amar -no por debilidad sino por fortaleza, no escapar de sí misma sino encontrarse a sí misma, no humillarse sino reafirmarse – ese día el amor será para ella, como es para el hombre, una fuente de vida”.

Simone de Beauvoir

 

Se nos enseña a celebrar, a generar espacios de festejo para tal o cual condición…el día de la madre, el día del niño…del padre….de la secretaria…etc. etc….

El día de la mujer.

Encontré dos  datos sobre los inicios de esta “celebración”….

El origen de este día tiene sus raíces en Copenhague donde, en 1910, en la celebración de la II Conferencia Internacional de Mujeres Socialistas, se aprobó por unanimidad el establecimiento del Día Internacional de la Mujer Trabajadora como método de lucha por la causa de la mujer. Esto fue gracias a la propuesta hecha por una mujer socialista y alemana, Clara Zetkin…..

Por otro lado se habla de un incendio en Nueva York, que dio paso a la reivindicación de los derechos de las mujeres…bla bla bla….

Destacando el género, marcando las diferencias.

¿Por qué no celebrar todos los días el día del ser humano? ¿El día de la persona? Eso somos, por sobre cualquier otro calificativo ¿no?

Pero en ese afán por siempre destacar nuestras diferencias inventamos días para etiquetar todo…tu eres “esto” y te encasillas en aquello….y claro, te regalamos un día, te celebramos, te hacemos sentir lo mejor del mundo. Te hacemos sentir “necesari@”, “querid@”….”especial”…DISTINTO.

Y ojo, que con esto no digo que seamos del todo iguales. Y qué complejo es hablar de igualdad….

Simplemente somos, sin días especiales ni celebraciones artificiales.

La condición de ser un “otro” que no pertenece a un solo “uno”. Disgregación, separación, estigma…utilizamos este tipo de calificativos porque no somos capaces de reconocernos como una unidad en el universo. Porque no somos capaces simplemente de ser. Porque para sobrevivir en este mundo enfermo y desgarrado necesitamos explicar lo que somos, escoger una vereda, ponernos etiquetas….¿qué es ser mujer? ¿qué es ser hombre? como sabemos…el lenguaje crea realidades…..y los conceptos de género determinan un sin número de formas, comportamientos y estigmas sociales que nos hacen adaptarnos… “aprender a ser” en vez de  dejar que fluya nuestro “ser”…. en un mundo marcado por las diferencias.

Para qué preguntarse por qué no hay un “día del hombre”……y si es que ya lo inventaron, de seguro fue para que todos los que “alegamos” en contra de esta absurda identificación de géneros nos quedemos “tranquilos”.

En el famoso día de la mujer, comparto una cita de Simone de Beauvoir…no necesita mayores presentaciones…

“La mujer no es nada más que lo que el hombre decide que sea; así, se le llama “el sexo” queriendo decir con ello que aparece esencialmente ante el hombre como un ser sexuado: para él, ella es sexo, y lo es de un modo absoluto. Se determina y se diferencia en relación al hombre y no en relación a lo que ella misma es; ella es lo in-esencial frente a lo esencial. Él es el sujeto, el absoluto: ella es “lo otro””.



1432 Personas han leído este artículo

Escribe un comentario

Los campos marcados con * son requeridos