SITIOCERO

Victoria Uranga HarboeMalucha PintoRebeca Araya BasualtoMauricio TolosaMariluz SotoAndres RojoCarolina CádizAlberto CecereuAlejandra YermanyPatricia MoscosoFesal ChaínMagdalena RosasJosé Manuel VelascoJuan FredesGustavo Adolfo BecerraSergio ArévaloMaría del Pilar ClementeCarolina FerreiraVerónica Grünewald

La virgen de los perros

Verónica Grünewald Publicado: 22 diciembre, 2016

La virgen de los perros

Espera. Tengo que anotar. Son  tres corridas de siete perlas cada una. Luego los girasoles.

Ya. Está bien. He terminado Déjame que te explique. Lo que estás viendo es mi dibujo de la virgen de los perros. Me he enterado, con mucha angustia. Sí. Porque he estado angustiada. Que no existe una llamada virgen de los perros.

Y me parece que eso es injusto para ellos. Me preocupé de preguntar. Mi papá siempre dice que es mejor preguntar antes de decir algo. Sé que muchos tienen una virgen protectora. Pero nadie me ha podido explicar por qué no existe una virgen protectora de los perros. Ellos están siempre cerca de nosotros. Nos cuidan. Entonces, se merecen una virgen maravillosa que se ocupe de atender sus aullidos, y sus ladridos de perros.

Entonces la dibujé así, con los pies descalzos y una base de siete girasoles amarillos. Me gusta el número siete. Cuando tenía siete años mi abuela se fue al cielo entonces ya no fue mi abuela. Fue un ángel que me cuida. También me gustan los girasoles porque son amarillos. El amarillo es mi color favorito. Mi perro es amarillo. Don JAN KARABAC. Buen perro. Es también el color favorito del profesor. Lo sé.

A la virgen le he dibujado un rostro hermoso. También tiene una túnica celeste con bordes dorados. El profesor dice que lo pinte de amarillo, pues es el color del oro. No tengo lápiz de color dorado. El profesor tampoco tiene. Le he preguntado muchas veces.

Creo que la virgen de los perros debe tener en su mano un hueso mediano. Eso puede alegrar a cualquier perrito, por triste que esté ¿Cómo reconocería a su virgen un perro abandonado? Por eso le dibujé un huesito. Su cabello es largo y lo pintaré de negro, aunque sobre la cabeza tendrá un manto blanco con estrellas doradas. Si, como las de navidad.

Entonces la virgen de los perros estará lista para navidad. Tal vez el profesor quiera ir a mi casa en navidad, para ver que he terminado el dibujo de la virgen de los perros. Faltan 40 días para navidad. Me gustan los números.

En navidad cenamos en familia. Yo tengo una familia. Sé hacer la ensalada de papas. Quiero tener mi propia familia. Ya cumplí veintiún años. Soy una señorita y estoy soltera. Puedo tener un novio. Una vez casi tengo un novio. Ernesto me abrazo y  dijo en mi oído ¡Mi novia! Me asusté tanto que grité. El profesor conversó con Ernesto. Ahora solo me mira  desde su asiento. Debe ser respetuoso con las señoritas. Mi papá me dijo que soy especial y nadie puede decir lo contrario

Estoy emocionada. El profesor es muy amable conmigo. Contesta todas las preguntas que le hago, aunque las repita. Invitaré al profesor para cenar en mi casa esta navidad. Le preguntaré si quiere ser mi novio. Entonces la virgen de los perros estará terminada con su collar de tres vueltas, con siete perlas cada una, serán 21, como dice mi papá cuando habla de mí. Espera ¿Cómo dice mi papá? ¡Ah! Ya recordé. Mi papá dice “Ella tiene trisomía del par veintiuno” Me gusta. El veintiuno es un número de suerte.

964 Personas han leído este artículo


3 Comentarios

  1. Pilar Clemente ha comentado

    Muy bien logrado.

  2. Maria Pilar Clemente ha comentado

    ¡Que lindoooo! Me encantó este cuento, relato, crónica o cómo se llame. Tiene una dulzura como la del Principito y denota que se trata de una niña con necesidades especiales. Te felicito verónica.

    • Vero ha comentado

      Gracias Maral Pilar! Solo es un cuento. Ficcion,en primera persona. Trate fe interpretar el sentido de la señorita con sindome de down con dgnidad y mucho cariño.

Escribe un comentario

Los campos marcados con * son requeridos