SITIOCERO

Victoria Uranga HarboeMalucha PintoRebeca Araya BasualtoMauricio TolosaMariluz SotoAndres RojoCarolina CádizAlberto CecereuAlejandra YermanyPatricia MoscosoFesal ChaínMagdalena RosasJosé Manuel VelascoJuan FredesGustavo Adolfo BecerraSergio ArévaloMaría del Pilar ClementeCarolina FerreiraVerónica Grünewald

Patagonia: “El que se apura pierde el tiempo”

Magdalena Rosas Publicado: 15 junio, 2017

Así es la cosa en la Patagonia.

Todavía estamos en otoño y en la noche ha comenzado a nevar despacito, con un silencio total en el aire y no ladran ni los perros. Muchos perros viven afuera en Patagonia, para estupor de los nortinos.

Al día siguiente, está todo completamente blanco y sigue cayendo la nieve. Las redes sociales locales se llenan de imágenes. De la foto con  telas de araña congeladas, pasamos a las calles de la zona donde encontramos imágenes de la Karlita en su campo en Cochrane, de Almendra de Puyuhuapi, podemos ver los choques de autos producto del hielo, a los niños del colegio en la plaza,  haciendo guerra de nieve y nosotros sentimos que el tiempo no pasa.

En algunas partes de la ciudad se cae la luz eléctrica, dicen que por la nieve en los cables y por los árboles  que caen sobre el alambrado. En la noche definitivamente se corta el Internet en toda la ciudad-pueblo, vuelve a primeras horas del día siguiente.

Así es la cosa.

Los de antes, hace cuarenta años,  aperados de hierba, harina, leña, papas, alguna conserva preparada por manos de mujer en el verano, carne seca, esperaban poder salir a forrajear animales, ver el campo. La nieve no daba tregua durante meses. No es como ahora que nieva un día y se suspenden las clases. Antes nos mandaban a la escuela de un coscacho, dice Claudia.

Así es la cosa.

No puedo salir de mi casa, no tengo cadenas, la doble tracción no me sirve con esta nieve.

Escucho las radios de Santiago y me parece estar viviendo en otro país. En otro planeta que queda lejos de las coimas, robos, estafas en serie, asaltos a mano armada, colusiones, hasta los carabineros robando eso ya es demasiado.

Nuestros dos mineros enterrados en Chile Chico son motivo tangencial de la noticia nacional, imagino y trato de compartir el dolor de sus familias. Una mina de oro que fue inaugurada con el Presidente Frei, Ricardo Lagos de Ministro de Obras Públicas en el almuerzo más impresionante que he visto en mi vida, hoy se inunda, se derrumba mientras la Compañía pretende verter en laguna Salitrosa de Bahía Jara más de medio millón de metros cúbicos de agua extraídos de túneles de mina abandonada, habiendo ya constatado los servicios públicos deficiencias en la línea base”.

La revisión del caso de Nabila Riffo Por la Corte Suprema, aparece nuevamente en la prensa. No hay pruebas concluyentes que inculpen  al acusado que no quiero nombrar, me dice alguien cercano al juicio.

Mientras los carabineros allanan Temucuicui y gasean a los niños en la escuela,  aquí  los carabineros sostienen guerra de bolas de nieve con trabajadores en algún pueblo de la zona.

Así es la cosa en la “Tempestuosa Comarca”, lejana de este angosto y largo país llamado Chile.

Guardar

Guardar

Guardar

3296 Personas han leído este artículo


7 Comentarios

  1. Con nostalgia, leo tus comentarios y veo las fotos, que hablan por si solas. La tranquilidad, el paso lento del tiempo, el compartir en lo sano, sin estar contaminado con lo banal, el disfrutar del regalo de la naturaleza, es impagable.
    Te escribo desde Santiago..Saludos

  2. Nury ha comentado

    Desde ese hermoso ventanal te veo aislada, puede ser un espejo de mi propia condición.

  3. Elena Álvarez Ojeda ha comentado

    Muy amena su escritura y entretenida…saludos

  4. Tim ha comentado

    Gracias Magdalena

  5. Que linda ventana Amiga Magdalena, que fresco tu escrito! Que linda Nieve. Ortega si no es el culpable, es lo más cercano a un culpable. Estuvo con ella el último y las llaves de extracción de los ojos eran de su auto. ¿Hay tráfico de drogas y de órganos en Coyhaique? ¿La Corte Suprema querrá declarar nulo el Juicio para investigar eso? No lo creo. Saludos

  6. Hugo Pimentel ha comentado

    Exquisito relato, cuento, narración de la realidad aysenina; la ciudad-pueblo conmueve hasta las pestañas a los propios y ajenos con su vestido blanco; trayendo recuerdos de duros años pasados y aunque sea por poco tiempo, nos hermana en su frágil realidad.

  7. simonetta cembrano ha comentado

    magdalena:
    impactante todos tus comentarios
    llenos de sinceridad valentía y belleza..cual es la realidad de estos mundos tan diferentes de este Chile?

Escribe un comentario

Los campos marcados con * son requeridos